Disicleta

Noviembre 13 2009 0comment

Disicleta

Posted by almabrands In Insight, Tendencias

La bicicultura o cultura pro bicicleta, es la nueva tendencia que se está desarrollando en el mundo en torno a la bicicleta. Esta tiene relación con el revalorar sus beneficios funcionales y al mismo tiempo los de orden emocional y simbólico, considerándose así como parte integral de ciertos estilos de vida en desmedro de su utilización meramente instrumental.
Si se siente un poco perdido con la información que le estamos entregando, no se preocupe llegó justo a tiempo para sumarse a la fuerza de los pedales

Comenzando a pedalear

El pasado 25 de Octubre apareció en la sección Travel de The New York Times un artículo donde se leía el siguiente titulo “Santiago, Chile, Is Hardly Sleepy Anymore” , algo así como “Santiago ya no es tan aburrido”. El autor dentro de citar lugares como Sanhattan o la Plaza de Armas, recomienda los servicios turísticos de la empresa La Bicicleta Verde  para recorrer los mejores lugares del Centro y Bellavista.
Cómo muchas de las cosas buenas que se aprenden en nuestra infancia, las cuales pasan sin pena ni gloria al baúl de los recuerdos, a la hora de convertirnos en adultos, parecía que la utilización de la bicicleta era una actividad mantenida por un grupo de nostálgicos con poco presupuesto u obsesivos del deporte, sin embargo, en poco tiempo ha pasado de ser una extraña en las calles de las ciudad, a una  principal protagonista dentro del sistema de transporte urbano en el mundo.
Si bien han existido países como Holanda, China, Dinamarca e India los cuales durante décadas han hecho uso cotidiano de la bicicleta, la situación global en nuestros días relacionada a la realidad medioambiental, sumada al alto valor que ha ido tomando el petróleo durante los últimos años, muestra que urge un cambio a nivel cultural y de conceptos a la hora de trasladarnos por la ciudad.


Copenhague

Beijing

 

Ayúdate que ella te ayudará

La utilización de la bicicleta como medio de transporte urbano es un beneficio en cadena; si se reduce la congestión vehicular, se mejora la calidad de vida de los ciudadanos y se desarrolla una sociedad más equitativa, frente a la mayor accequibilidad que posee el precio de ésta en comparación con los automóviles. Además de permitirnos éste ahorro, su uso reduce los gastos en salud para los casos de obesidad, colesterol alto, depresión, entre otros; se reducen los gastos relativos a la contaminación ambiental generada por los gases que emiten los automóviles. La no utilización del auto, a su vez reduce los costos de mantenimiento y seguro de éste y así podríamos ir abriendo más y más la cadena.
Esta realidad ha llevado a que cientos de ciclistas alrededor del mundo comiencen ha agruparse en pos del desarrollo urbano para su utilización, generando la bicicultura.

Juntémonos por una buena causa

Un buen ejemplo de cultura pro bicicleta en Chile, es el Centro de Bicicultura , el cual nace en el año 2006 a partir de un grupo de investigación y trabajos formado por Amarilis Horta ; la iniciativa fue desarrollada gracias a su esfuerzo, al de un grupo de bicicultores de Ñuñoa y al de impulsores de otros tipos de iniciativas pro-bicicleta en varias comunas de Santiago.

El centro es una organización de interés público sin fines de lucro, conformado principalmente por biciclistas quienes casi siempre trabajan de forma voluntaria, desarrollando iniciativas de cambio cultural basadas en integrar la bicicleta al sistema de transporte en nuestro País.

El centro de Bicicultura es una de las cientos de agrupaciones no gubernamentales que existen en el mundo, enfocadas a fomentar el uso de la bicicleta; aquí les nombramos algunas de ellas: League of American BicyclistitBike Europe Amigos del ciclismo , Copenhagenize , Can , The Peloton Beijing , Maya Pedal , Critical Mass , Bicycle City .

La existencia de estas comunidades pro bicicletas ha sido fundamental en el cambio de percepción  dentro del mundo urbano; esto ha llevado a que los gobiernos del mundo se centren en desarrollar soluciones y proyectos que satisfagan sus demandas, cambiando la infraestructura dentro de las ciudades. De hecho el gobierno Holandés ha creado una organización global llamada Vélo Mundial , la cual se encarga de dar asesorías a empresas, fundaciones, asociaciones y gobiernos en cuanto a métodos de planificación que impulsen nuevos sistemas de transporte por medio del uso de la bicicleta. En efecto, uno de los mayores proyectos de Vélo Mundial es Spicycles  (Planificación Sostenible en Innovación para las bicicletas), proyecto creado para la Unión Europea, con el cual se busca desarrollar el potencial existente en alquileres de bicicletas públicas.

 

Las Municipalidades se unen al pedaleo

Es justamente en este punto donde la bicicultura ha puesto su mayor énfasis; exigir que las entidades públicas estimulen el empleo de las bicicletas.
En los últimos dos años se ha producido una cadena que ha ido creciendo en torno a la implementación de sistemas de alquiler de bicicletas o sharebike. El más reconocido e imitado ha sido el caso de Vélib´ , impulsado por la municipalidad de Paris a cargo del alcalde Bertrand Delanoë en el año 2007. Este consiste, en ubicar en cada estación de metro un terminal de alquiler automático de bicicletas, permitiéndole al ciclista circular tranquilamente y por bajo precio (la primera media hora es gratis) por las calles de la ciudad; cuando la bicicleta ya no es necesaria, se depocita en la estación Vélib´más cercana.

Dado al gran éxito obtenido por la implementación del sistema en Paris, dos grandes marcas publicitarias a nivel mundial se disputaron la concesión otorgada por la municipalidad francesa, resultando ganadora para la licitación tanto de Paris como de Lyon JCDecaux , así el sistema se hizo aún más popular dado a la disminución de precios.
Por su parte la empresa americana Clear Channel ,  competencia de JCDecaux, pese a la derrota en la licitación de Paris, no se quedó de brazos cruzados y realizó alianzas con ciudades interesadas en este tipo de servicios. El sistema de alquiler público de Clear Channel el cual se ha asociado con ciudades tales como Washington, Barcelona (Bicing ), Londres y Estocolmo entre otras, es conocido como Smartbikes  y realiza los mismos servicios y facilidades de uso que otorga Vélib´.

En estos casos la asociación público-privada se vio mutuamente favorecida. En el caso de las municipalidades, estas recibieron abastecimiento gratuito o a muy bajo costo de miles de bicicletas y terminales, las agencias por su parte contaron con permiso exclusivo publicitario tanto en las bicicletas, como en lugares específicos de la ciudad.
Pero estos casos no son los únicos, también existen organismos públicos sin asociación privada que desarrollan el alquiler de bicicleta como el caso deBikeMi  creado por la ciudad de Milán, HZ Bike  de la ciudad de Hangzhou en China y Villo!  Desarrollado en la ciudad de Bruselas.

Providencia se une a la tendencia

En el caso de nuestro país la bicicultura ha ido tomando cada vez más fuerza, logrando grandes resultados en relación a su implementación como transporte urbano. El primer paso dado, fue la construcción de estacionamientos en el metro de Santiago a mediados del año 2008, estos se encuentran en las estaciones de Vespucio Norte, Cristóbal Colón, Grecia, Escuela Militar y Las Mercedes, esperando inaugurarse más de estos en las restantes estaciones.
Junto con esto, el Primero de Julio de éste año la Presidenta Michelle Bachelet firmó el Proyecto de Ley que Incentiva el Uso, Fomento e Integración de la Bicicleta para su introducción plena y segura en el tránsito nacional.

 

Estacionamiento de Bicicletas a la salida del metro

 

En cuanto a la existencia de alquiler de bicicletas públicas tampoco nos quedamos atrás, la municipalidad de Providencia a partir del año pasado instaló el sistema deBicicletas Publicas , siendo un servicio gratuito y de fácil acceso; el requisito es presentar el carnet de identidad.

 

Resulta alentador ver que la tendencia mundial en transporte se dirige hacia la mejora tanto en la calidad de vida de sus habitantes como en la del medio ambiente. Nosotros por nuestro lado, más que ser observadores pasivos de lo que está ocurriendo, podemos transformarnos en participantes activos, usando la bicicleta o convirtiéndonos en miembros de organizaciones en pro de ésta cultura tales como BiciculturaCiudad Viva Ciclo Recreo Vía , Mujeres arriba de la Bicicleta , Arriba e La Chancha Ciclismo laboral , entre otras, así podremos agilizar el cambio logrando que más comunas tanto en Santiago como en regiones implementen sistemas que hagan de la bicicleta la mejor opción para la acelerada vida urbana.

© Copyrights 2016 Almabrands. Todos los derechos reservados.